alert-erroralert-infoalert-successalert-warningbroken-imagecheckmarkcontact-emailcontact-phonecustomizationforbiddenlockedpersonalisation-flagpersonalizationrating-activerating-inactivesize-guidetooltipusp-checkmarkusp-deliveryusp-free-returnsarrow-backarrow-downarrow-left-longarrow-leftarrow-right-longarrow-rightarrow-upbag-activebag-inactivecalendar-activecalendar-inactivechatcheckbox-checkmarkcheckmark-fullclipboardclosecross-smalldownloaddropdowneditexpandhamburgerhide-activehide-inactivelocate-targetlockminusnotification-activenotification-inactivepause-shadowpausepin-smallpinplay-shadowplayplusprofilereloadsearchsharewishlist-activewishlist-inactivezoom-outzoomfacebookgoogleinstagram-filledinstagrammessenger-blackmessenger-colorpinterestruntastictwittervkwhatsappyahooyoutube
Studio / julio 2017
Danielle Rines, Global Newsroom

5 movimientos de principiante para los SUP yoguis

El yoga es un entrenamiento relajante y pacífico, y puede realizarse en un estudio o en la playa. ¿Pero alguna vez lo practicaste en el agua?

Tiene toda la dificultad de una clase de yoga, más el reto de mantener el equilibrio sobre una tabla en la mitad del océano.

Para saber más sobre cómo sobresalir en una primera clase de SUP yoga, hablamos con la instructora de Yoga Aqua Sarah Tiefenthaler para aprender los principios básicos de esta práctica antes de sumergirnos de lleno en ella. 

"Este concepto se originó a partir del deseo de pasar más tiempo al aire libre", nos comenta Tiefenthaler. "Además, si te caes, ¡está buenísimo! Y, por último, ¡es superdivertido!".

Sabemos que te esforzaste todo el verano por mantener los brazos, la zona media y las piernas tonificados. Según Tiefenthaler, hacer yoga en el agua suma un desafío extra que ayuda a mantener los músculos trabajando al máximo.  

El tener que enfocarte en mantener el equilibrio sobre la tabla agrega un nivel extra de dificultad que permite que le saques el máximo provecho a este entrenamiento.

"La inestabilidad de una superficie flotante hace que utilices más músculos que los que usarías si estuvieras practicando las posturas en tierra", nos comenta.

"En tierra, estas posturas fortalecen los músculos, pero al agregar el factor agua los beneficios de la práctica del yoga se intensifican y proporcionan resultados más rápidos".

Y eso no es lo único que diferencia al SUP yoga de otros tipos de yoga y clases de entrenamiento.

"Nosotros iniciamos cada sesión remando activamente en el agua. No muchos estudios inician sus clases con un entrenamiento de cardio", dice Tiefenthaler.  

"No importa si estás remando o haciendo asanas, todo el tiempo estás usando la zona media para mantener el equilibrio".

Al prepararte para tu primera clase en el agua, Tiefenthaler nos comenta que hay varias cosas que hay que tener presentes. 

"No importa si te caés o no, igual te vas a mojar, así que hay que elegir ropa de yoga ligera y de secado rápido para la clase", nos dice.

"Probablemente te dé hambre, así que llevá una merienda y agua. ¡Y no te olvides del protector solar!" 

A continuación, Tiefenthaler nos detalla cómo dominar sus cinco posturas favoritas para principiantes, de manera que puedas remar como toda una profesional.

1. Guerrero 2

En tu primera clase, hacé una postura ligeramente más amplia o abierta de lo normal. Evitá la alineación talón-arco para distribuir mejor el peso a lo largo de la tabla y así mantener el equilibrio.

2. Guerrero 1

Aplica la misma regla que usamos para el Guerrero 2. Otro consejo es mantener la mirada enfocada en un punto fijo, ya sea un edificio o la parte frontal de la tabla. Mantené los ojos conectados ahí y la respiración relajada.

3. Postura del gato con pierna y brazo extendidos

Para esta postura, la muñeca debe estar posicionada justo debajo del hombro y la rodilla justo debajo de la cadera. Mantené la mirada hacia abajo para evitar forzar el cuello. Mantené una respiración relajada y la zona media en tensión. 

4. Postura de la silla

En la primera clase, colocá ambos pies a los lados del asa de la tabla, a la altura de la cadera y un poco más cerca a medida que vayas adquiriendo más práctica. 

5. Postura de la luna creciente

Mantener la rodilla abajo facilita la postura. La postura de la luna creciente en su máxima expresión (con la rodilla levantada) es muy complicada en una tabla de paddle, así que mejor empezá de esta manera para encontrar tu equilibrio.

¿Seguiste los consejos de Tiefenthaler durante tu primera clase de SUP yoga? ¡Escribí a @ReebokWomen y mostranos!

Studio / julio 2017
Danielle Rines, Global Newsroom
Etiquetas